OPINIÓN PORTADA

LA INÉDITA CARTA DE FRANCISCO RENDÓN A ITURBIDE EN OCTUBRE DE 1821

A 27 de julio del 2020

Lograda la consumación de la independencia de México en septiembre de 1821, a Iturbide le llegaron numerosas cartas de felicitación por este importante hecho. Varias de estas se localizan en el expediente No. 147 del Archivo Histórico Digital de la Secretaría de la Defensa Nacional de los Estados Unidos Mexicanos.

En las fojas 70, 71 y 72, encontré esta carta inédita que llama la atención por su contenido y fue enviada por el funcionario español, Francisco Rendón García.

La misiva dice: “Porque V. E. (Vuestra Excelencia) me ha honrado con su amistad. Porque ha procedido y premiado con franca mano mis débiles servicios. Porque su heroísmo militar-político ha sobrepasado en virtudes al célebre Washington, de quien fui su amigo y presente admirador en ocho años de sus campañas. Porque la rápida pacificación de este imperio va a asombrar y sorprender a los sabios gabinetes de Europa, enseñándoles el modo de conquistar reinos con solo las armas de la suavidad y el amor; me apresuro a dar a V. E. mi cordial enhorabuena, por que principió la grande obra que se propuso en febrero pasado próximo y los concluyó en septiembre, a los seis meses de victorias y aplausos, en lugar de los sacrificios del género humano, con que otros héroes menos felices han sido admirados en sus empresas de devastación y sangre…
Dios guíe a V. E. Oaxaca 13 de octubre de 1821.
Francisco Rendón.” (Rúbrica).

La afirmación de Rendón sobre su amistad con George Washington, el denominado “Padre de la Patria” de Estados Unidos, se comprueba con el intercambio de cartas que sostuvieron entre 1780 y 1793, las cuales se encuentran en la Librería del Congreso de dicho país.

Rendón llegó en 1779 a Norteamérica como secretario de Juan de Miralles, quien fuera designado por el Rey español Carlos III como representante no oficial de España ante el Congreso norteamericano, para apoyarlos en lo económico y militar, en la lucha contra el imperio británico. En abril de 1780 falleció Miralles y su lugar fue ocupado por Rendón, quien continuó los trabajos de esta alianza.

Otro dato que sustenta esta relación personal se dio en el invierno de 1781 cuando Washington estuvo hospedado como invitado especial en la casa de Rendón, en Filadelfia.

Por su destacada labor en la comisión encomendada, la corona española designó a Rendón en 1794 como Intendente de Luisiana y en 1796 lo cambiaron a Zacatecas, con el mismo cargo. En septiembre de 1810 le tocó el inicio de la guerra de independencia y trató de escapar del asedio insurgente, siendo detenido y entregado al cura Miguel Hidalgo en Guadalajara, quien le perdonó la vida. Su último puesto que ocupó en la Nueva España fue la Intendencia de Oaxaca, de 1815 a 1821. Para octubre de este último año fue sustituido por el teniente coronel Manuel de Iruela y Zamora, ahijado de Iturbide.

Rúbrica de Manuel de Iruela y Zamora.

OPINIÓN

HAZLO EN CASA

SALUD Y BIENESTAR